domingo, 8 de junio de 2008

Maldito consumismo

Esas ventas nocturnas de tiendas elitistas, como Liverpool, Sears, Fábricas de Francia, entre otras, son malditas…

Ayer hubo una en Liverpool, y fui. Según nada más íbamos a comprar una camisa para mi hermano, porque con eso que ya trabaja, se tiene que vestir bien formal. Llegamos y ya había mucha gente. Estas ventas son un verdadero desorden. La ropa está toda tirada y desacomodada. Luego si logras encontrar algo que te agrade y que esté barato con los descuentos que hacen, sucede que ya no hay tallas o modelos.

Pero bueno, me aburrí y fui a ver la ropa de mujeres. Primero me iba a comprar un short de corredor, pero estaba bien caro y el color no me gustó. Y ya por inercia, que me enojo. Pero después me acordé que desde el otro día me habían gustado unas playeras, y con eso del 20% de descuento en monedero electrónico, pues ya iban a salir bien baratas. Entonces se me quitó lo enojado y que voy.

Primero las vi. Eran como 20 modelos diferentes. Y de esas 20, sólo me gustaron 6. Entonces las empecé a buscar. Y sucedió lo antes mencionado… no había de mi talla. ¡Osh! Había pura chica para las esqueléticas. Pero conté hasta 10 antes de volverme a enojar. Busqué bien y sí había 2 de las que me gustaron de mi talla. Y las compré con el monedero electrónico. También las pedí con envoltura de regalo… sólo para consentirme más.

Ahora me siento contenta… pero si lo analizo bien… es algo pasajero gracias al consumismo, que me trae como quiere. Ya tenía rato que decía NO al consumismo. Pero anoche, aparte de que las playeras me gustaron, sentí esa necesidad de comprar porque había ofertas…

Estúpidas tiendas y maldito consumismo: me corroen.

1 comentario:

Patty Aragón dijo...

Creo que consentirse de vez en vez no tiene nada de malo... o si? jajajaja

(SObre el post de ¿ayer? ... no quiero ser el negrito en el arroz... mi hermana lleva dos semanas haciendo ejercicio y... tiene ya los brazos y piernas marcadas... su abdomen no es de cuadritos... pero se ha reducido considerablemente... claro es un caso paradigmático... en realidad jajajaja)